Punta Querandí

Territorio sagrado y educativo de los pueblos originarios, en la desembocadura del Arroyo Garín en el Canal Villanueva, Partido de Tigre, Provincia de Buenos Aires. Humedales continentales del río Luján.

Trabajar la arcilla como los antepasados

Se realizó el octavo encuentro de capacitación que brindan en Punta Querandí integrantes del Taller Ukupacha de Morón, una propuesta que ya lleva casi dos años y cuenta con una importante participación de familias de Tigre, Escobar y otros puntos del conurbano.

Cobertura fotográfica: Marce Attraversiamo, Leni Lachs, Jésica Zalazar, María Gorosito y Movimiento en Defensa de la Pacha

20140214_122220

Unas 50 personas ejercitaron el oficio ancestral del alfarero, el pasado domingo 30 de octubre. En febrero de 2015, el Taller Ukupacha inició en Punta Querandí esta nueva actividad, enriqueciendo las propuestas de aprendizaje del sitio sagrado de los pueblos originarios. Este taller es uno de los más convocantes.

La próxima oportunidad para sumarse será el 18 de diciembre. Igual, vale aclarar que todas las semanas hay actividades y propuestas en este territorio que resiste a ser destruido por los barrios privados desde hace casi una década.

COBERTURA EN VIDEO | El mejor legado
Por Marcela Gómez Olarte, Lesman Niño Muñoz y Gina Labanca.

“Así vivimos el taller de alfarería ancestral el domingo, hermosa experiencia, el mejor legado que le podemos dejar a nuestros hijos. Gracias por permitirnos participar y unirnos a ustedes”, expresó Marcela Gómez Olarte al difundir el informe audiovisual con una síntesis muy completa de la jornada.

Como es habitual, el taller comenzó con una ronda de bienvenida, donde luego de la presentación de cada uno de los presentes, se realizó una sahumereada guiada por Reinaldo Roa del Movimiento en Defensa de la Pacha y Delia Claros del Taller Ukupacha.

Bajo el amparo del techo de capi ñaro del quincho de Punta Querandí, comenzaron los trabajos con la arcilla. Mariana Ponce de Leon, una de las profes de Ukupacha junto a Delia y Gustavo, manifestó: “Propusimos levantar piezas con las técnicas de los restos de cerámica encontrados en el lugar (guaraníes, querandíes) además de sumar al proyecto del vivero con el aporte de macetas”.

Hubo un pequeño recreo para compartir el almuerzo, mientras algunos miraban las imágenes dispuestas en las paredes del salón comunitario Cacique Manuá o algunos de los tiestos de las vasijas del sitio arqueológico; también preguntaban más sobre la lucha.

La segunda parte del taller retomó con más personas que fueron llegando. En paralelo, los integrantes del MDP hicieron otras tareas importantes, como mejorar la Apacheta (lugar de ofrendas de la cultura quechua-aymara) y avanzar con la construcción del Opy, espacio ceremonial guaraní.

Cerca de las 17 horas, mientras el taller de alfarería iba dando sus últimos pasos, tuvo lugar un ensayo del grupo de sukuris del sitio sagrado: Vientos de Manuá. También se prepararon las guirnaldas para la mesa de la ceremonia de los muertos.

“La convocatoria nos sorprendió y nos llenó de energías, la gente que se acerca está en contacto con la alfarería y hace crecer la propuesta”, contó Mariana.

“A casi dos años de haber comenzado lo que se siente es estar en el lugar correcto, donde se comparten las ideas, los conocimientos y la forma de encarar la vida”, expresó la docente, vecina de la zona oeste del Gran Buenos Aires, quien además es integrante del grupo de danzas Tinkunakuy. 

LUGAR SAGRADO DE LOS PUEBLOS ORIGINARIOS

Punta Querandí es un espacio arqueológico, sagrado, educativo y recreativo que es reivindicado y protegido por familias de distintos pueblos originarios que allí desarrollan su espiritualidad y realizan talleres de enseñanza abiertos a toda la comunidad. Está localizado a orillas del Arroyo Garín y el Canal Villanueva en el Paraje Punta Canal, entre Maschwitz (Escobar) y Dique Luján (Tigre), rodeado de barrios privados del Complejo Villa Nueva de la empresa EIDICO, cuyo presidente Jorge O’Reilly fue asesor de Sergio Massa. El intendente de Tigre, Julio Zamora, vive en este complejo.

Distintos organismos oficiales como el Consejo Provincial de Asuntos Indígenas, el Instituto Nacional de Asuntos Indígenas y la Defensoría del Pueblo de la Provincia han avalado la importancia de la recuperación de Punta Querandí, sin embargo el conflicto no se resuelve. El empresario Jorge O’Reilly no cede sus pretensiones sobre el lugar. Y los funcionarios no avanzan sobre sus intereses.

UNA LUCHA COMUNITARIA

Punta Querandí es protegido de la destrucción inmobiliaria por el Movimiento en Defensa de la Pacha, una organización integrada por familias guaraní, quechua, la comunidad qom Cacique Ramón Chara, ambientalistas, comunicadores y vecinos. Todos los domingos desde hace 7 años, nos convocamos en el lugar para llevar a cabo una resistencia comunitaria con actividades culturales, ceremoniales y educativas.

Tras casi una década de conflicto, Punta Querandí se transformó en un espacio de fortalecimiento de la identidad ancestral y de transmisión de conocimientos. Techo de paja brava, artesanías con totora, construcción con barro, alfarería con arcilla, música sikuri, lenguas indígenas y visitas de escuelas, son algunos de los talleres y actividades que se realizan en este territorio sagrado.

COMPLICIDAD GUBERNAMENTAL

Lugar ribereño de gran concurrencia popular, ex parada del ferrocarril hasta 1967 y sitio arqueológico milenario: estos tres motivos parecen más que suficientes para que el Estado resguarde Punta Querandí. Sin embargo, en el 2007 este lugar fue entregado por las autoridades estatales para los negociados de barrios privados, una decisión política en la que confluyeron el organismo nacional titular de las tierras (ONABE-ADIF), el área arqueológica de la provincia y las intendencias de Tigre y Escobar.

Mientras los funcionarios siguen demorando la resolución, el sitio sagrado de los pueblos originarios se fortalece con cada encuentro, en el camino hasta alcanzar su protección definitiva, la consolidación de la costa para evitar su desmoronamiento, la recuperación de las miles de piezas excavadas por una campaña pagada por el empresario inmobiliario y el reentierro del esqueleto extraído del sitio Arroyo Garín, yacimiento destruido por el country Santa Catalina a pocos metros de Punta Querandí.

BASTA: UN GRITO EN TODA LA CUENCA

En la zona norte del Gran Buenos Aires, los barrios privados destruyeron miles de hectáreas de humedales, desaparecieron sitios arqueológicos con enterratorios humanos de los pueblos originarios y generaron más inundaciones a los vecinos preexistentes. Esta avanzada que violó los derechos humanos fue avalada y promovida por los Municipios de Tigre y Escobar.

En la Cuenca del Río Luján durante la última década crecieron distintas luchas contra la invasión de los megaemprendimientos de barrios privados, se ha instalado el tema y se han logrado fallos judiciales -de dudoso cumplimiento- que ordenan frenar todas las obras preventivamente hasta tener los resultados de un estudio de impacto ambiental acumulativo. Para garantizar la clausura definitiva de este modelo nefasto de “progreso” para pocos, organizaciones de Luján, Pilar, Campana, Escobar y Tigre impulsamos la campaña “Más humedales, Menos inundados” con una gran cantidad de adhesiones.

LOCALIZACIÓN

Punta Querandí está en la calle Brasil entre el Arroyo Garín y el Canal Villanueva, en el Paraje Punta Canal, entre las localidades de Dique Luján (Tigre) y Maschwitz (Escobar), Provincia de Buenos Aires. Humedales continentales del río Luján.

Acceder a mapa: goo.gl/IzkVrT

Nos encontramos a:
– 1 km de la Ruta 26
– 5 km de las Islas del Delta del Paraná
– 6 km de la Autopista Panamericana bajada Maschwitz

https://puntaquerandi.com/ubicacion
https://puntaquerandi.com/como-llegar/

Contacto:

(011) 1559422784 – 1544041382
movimientoendefensadelapacha@gmail.com
http://www.facebook.com/puntaquerandi
http://twitter.com/puntaquerandi

01-20140214_092408

02-20140214_092427

03-14925447_10208630200451149_7365291210507680919_n

04-20140214_092731

05-20140214_093321

06-20140214_093820

08-20140214_094242

09-20140214_094439

10-0140214_094630

11-14915480_10208630212091440_2259224884348033655_n

12-20140214_095359

13-20140214_095405

14-14925396_10208630217931586_6719738999681881338_n

14877730_1249093808495190_1297306286_n

14877270_1249093698495201_1121461262_n

14885709_1249092975161940_1673177656_n

20140214_102300

14915388_1516192541740993_1154700376917766019_n

14657512_1516192248407689_2499058000662398877_n

20140214_102556

20140214_102603

20140214_102712

20140214_104729

20140214_102200

20140214_105139

20140214_105636

14656393_10206555773363858_1721109299603267150_n

03-14918787_1279343858753780_1687335482452111126_o

20140214_113508

34-14908365_10208630231611928_3275991630108017359_n

36-14632944_10208630233211968_2060657598067011866_n

20140214_122052

50-14925513_10208630241652179_8656564177902047162_n

49-14570436_10208630241452174_2161390405885601710_n

20140214_124757

20140214_124800

20140214_124818

20140214_123908

40-14479512_1279332272088272_4800793991999029528_n

41-14910542_1279332092088290_4490264239166250950_n

20140214_124218

46-14720391_1279330988755067_3186874244543518260_n

04-14962556_1279343155420517_1622483514526147020_n

05-14963122_1279342788753887_7793011595015897229_n

06-14900394_1279342315420601_2705395202261176712_n

07-14956585_1279342148753951_6905731451071266712_n

46-14900584_1279331008755065_9175221368023063436_n

14914845_1249085928495978_1622548917_n

12-14955942_1279341445420688_7252908222648306119_n

13-14963201_1279341122087387_1012947303640052089_n

14915317_1516192935074287_2589301223581124640_n

14925741_1516193048407609_863183267992399010_n

50-14962676_1279330445421788_2731427721591424835_n

52-14980566_1279329922088507_3545606233458824106_n

53-14980654_1279336548754511_1652925974964774419_n

14877283_1249086461829258_507793657_n

20140214_125828

08-14956623_1279341902087309_7427182830781826158_n

09-14732301_1279341898753976_1674983132438274553_n

10-14963371_1279341582087341_7816936924421803212_n

11-14962584_1279341672087332_5402139095581987980_n

14877293_1249085558496015_1192035032_n

17-14938335_1279339862087513_1084976210440645301_n

18-14937469_1279339665420866_3501424420022332231_n

19-14910452_1279339305420902_4480094115582810974_n

20-14902737_1279338812087618_4042446761660153904_o

21-14962669_1279338782087621_4012401937014387959_n

22-14937286_1279338218754344_7192408148667201560_n

23-14915413_1279337645421068_403349571353305914_n

26-14925771_1279336848754481_3885747476420821318_n

27-14907010_1279336482087851_2744327076523806002_n

42-14610940_10208630237492075_2381679193508235630_n

44-14883559_1279331402088359_4218102132328767446_o

44-14910417_10208630239172117_5497361031336678516_n

45-14909937_1279331082088391_4853083109621128486_n

58-14938294_10208630246972312_521437063982680491_n

61-14590427_10208630248732356_491866934314237984_n

29-14732305_1279336278754538_8404472587572413851_n

35-14937295_1279333205421512_779694612707178754_n

30-14900467_1279335758754590_6219338951824658790_n

32-14937441_1279333572088142_1449510839281626167_n

33-14884613_1279333568754809_3915072431262772449_o

34-14910539_1279333225421510_5200374877109544703_n

36-14889858_1279333048754861_6914313006084909694_o

37-14876605_1279332622088237_965356592594335495_o

38-14889860_1279332638754902_2093775685491183831_o

39-14918754_1279332322088267_2848028820571110491_o

42-14732142_1279331732088326_8962744220596795461_n

43-14962582_1279331362088363_7274327186202062195_n

48-14962698_1279330912088408_4992031130483323443_n

49-14883593_1279330608755105_4290620488769109205_o

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 10/11/2016 por en Jornadas comunitarias y etiquetada con .

Actualizaciones de Twitter

Nuestra ubicación

¡Miranos desde el cielo! Como se ve, estamos rodeados por los barrios privados, pero todavía existen muchos lugares para defender.

A %d blogueros les gusta esto: