Punta Querandí

Territorio comunitario, sagrado y educativo de los pueblos originarios, en la desembocadura del Arroyo Garín en el Canal Villanueva, Partido de Tigre, Provincia de Buenos Aires. Humedales continentales del río Luján.

“Si sacaron dos árboles, plantemos cuatro”

A fines de octubre, la Escuela Secundaria 337 de Tortuguitas volvió a ser protagonista en Punta Querandí. Los alumnos realizaron otra jornada de trabajo comunitario y se encontraron con la triste novedad de que la empresa EIDICO había destruído todos los árboles que habían trasplantado dos semanas atrás.

Escuchar entrevista: MP3 at 3.1 mebibytes

Noticia relacionada: “Los alumnos aprendieron el trabajo comunitario en Punta Querandí”

SAM_0885

Los chicos de Tortuguitas flamean orgullosos la whipala, emblema de las culturas ancestrales. Atrás está la escuelita religiosa del barrio privado San Benito.

Las escuelas son un actor clave en la lucha por defender un pequeño predio que posee restos arqueológicos, en la costa del Canal Villanueva y Arroyo Garín, en peligro por el avance de los barrios privados. En el caso de la Escuela 337 de Tortuguitas, partido de Malvinas Argentinas, el nexo con Punta Querandí está dado por un proyecto de vivero de especies nativas.

El 3 de octubre, estudiantes, docentes y el director de la 337 participaron de una jornada que dejó una gran motivación. Si bien “la idea era continuarlo el año que viene”, contó el profe Emilio Garraza que “nos desbordó la situación porque los chicos estaban entusiasmados con volver a hacer las actividades e incluso preocupados por la actualidad de los territorios indígenas en Buenos Aires”.

“El grupo que vino comentó con los compañeros de la escuela, entonces surgió el interés de alumnos más grandes, de 4º año, de venir a hacer un trabajo de campo. Y el lugar se presta justamente para eso”.

En esta ocasión se sumaron también estudiantes de la Escuela Secundaria 10 de Tortuguitas. Al igual que en la primara jornada, los estudiantes colaboraron en distintas tareas para mejorar las humildes instalaciones comunitarias de Punta Querandí.

Sobre la destrucción de los árboles transplantados a comienzos de octubre, el docente Emilio manifestó: “Cuando vi que no estaban los árboles, primero me desmoralicé, pero cuando nos enteramos cómo había sido el tema, es como que dio muchas más ganas: plantemos más árboles, si sacaron dos, plantemos cuatro y así continuar. Cuando uno se pone a trabajar se da cuenta de que lo está haciendo es peleando con el otro para decirle: éste es el camino que queremos seguir; no el tuyo, el de la destrucción, el de romper todo”.

A su lado, el alumno Axel agregó sobre los árboles que “donde los habían sacado los volvimos a plantar” y expresó: “Me gusta mucho el lugar, hacemos actividades y cosas que hacen falta”.

“La pasamos bien, pensaba venir con los chicos antes, un fin de semana, tenemos que saber bien como se llega. Vinimos dos veces y todavía tenemos ganas de venir”, dijo el estudiante.

“LA NATURALEZA MISMA TE ESTÁ ENSEÑANDO”

El profesor Emilio visualizó el potencial educativo del espacio público y sagrado Punta Querandí: “Hoy hablábamos con Pedrito (Moreira, abuelo del MDP) y decíamos: esto es Warisata, acá los chicos aprenden de la naturaleza y pueden poner en práctica todo lo que por ahí uno en el aula les está diciendo todo el tiempo, pero acá se aprende de manera más sencilla, porque estás en contacto con la naturaleza y es como que la naturaleza misma te está enseñando”.

[La Escuela Ayllu Warisata, fue una de las experiencias educativas más revolucionarias impulsadas por indígenas para indígenas, que tuvo lugar en la década de 1930 en el altiplano boliviano]

“A nosotros nos sirve como experiencia in situ, en el lugar. Esta es la forma que queremos mostrar que se puede, en la naturaleza, trabajar con los chicos en el lugar”, aseguró Emilio y precisó que “no tenés los problemas que tenés en las escuelas diariamente, problemas de peleas, de que se van a una esquina a fumar un cigarrillo, que toman alcohol. Estuvimos casi 8 horas acá (entre las dos jornadas) y no tuvimos ningún inconveniente”.

SAM_0793 SAM_0798 SAM_0799 SAM_0803x SAM_0804     SAM_0845x.jpgçSAM_0839 SAM_0849 SAM_0856x SAM_0858x SAM_0864 SAM_0866 SAM_0875  SAM_0895 SAM_0826SAM_0842

SAM_0808

Así había quedado el terreno después de que la empresa rompiera todos los árboles transplantados.

SAM_0897

Nuevamente, los chicos transplantaron árboles nativos.

SAM_0817

SAM_0901 SAM_0903

Un comentario el ““Si sacaron dos árboles, plantemos cuatro”

  1. maralau32
    18/11/2013

    Muy buenoooooo…… Difundo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 14/11/2013 por en Ataques de EIDICO, Educación.

Actualizaciones de Twitter

Nuestra ubicación

¡Miranos desde el cielo! Como se ve, estamos rodeados por los barrios privados, pero todavía existen muchos lugares para defender.

A %d blogueros les gusta esto: